El segmento tecnológico del Cloud Computing, ha dado un salto cuantitativo en el mundo. Estudios internacionales preven un aumento en la inversión corporativa para ser más productivas y competitivas en los mercados.

Cuarta Revolución

3 pronósticos: Gartner, Deloitte, IDG Comunicaciones

Definido por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y Eurofound como “como el uso de tecnologías de la información y las comunicaciones –como teléfonos inteligentes, tabletas, computadoras portátiles y de escritorio– para trabajar fuera de las instalaciones del empleador”, el teletrabajo y/o trabajo remoto es una práctica próxima a cumplir 50 años que, luego de 15 meses de la Pandemia, ha dado un salto cuantitativo.

En un periodo en el que se ha hecho constante el confinamiento, medida recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para contrarrestar los efectos adversos del Covid 19, el modelo de trabajo remoto se ha intensificado en los cinco continentes con el fin de mantener la operatividad de las empresas y de adaptarlas rápidamente a la nueva realidad.

En este panorama, en el que hasta la OIT debió hacer una guía para ser puesta en práctica, las compañías han hecho un cambio en sus prioridades operativas y se han enfocado en la intensa utilización de tecnologías emergentes de la Cuarta Revolución Industrial entre las que destaca la nube (cloud computing). Los termómetros internacionales ya evidencian las intenciones corporativas de aumentar el presupuesto en este campo.

Gartner publicó un estudio cuyo principal resultado señala que el gasto en la nube pública por parte de las organizaciones aumentará 18,4 por ciento al finalizar el 2021. En valores absolutos, esto significa que la inyección global de recursos en este tipo de tecnología alcanzará 304.900 millones de dólares. En el 2020, este valor ascendió a frente a los 257.500 millones de dólares y en el 2019 se ubicó en 242.696 millones de dólares.

En términos generales, la nueva realidad ha impulsado el gasto en TI del parque productivo mundial y no solo en el presente sino en el mediano plazo. El estudio de esta consultora internacional revela que la proporción que se trasladará a la nube en el 2024 representará 14,2 por ciento del mercado total respecto del 9,1 por ciento del 2020.

Según Leonardo Suárez, CEO de Clouxter, “el mundo dio un giro de 180 grados y las empresas no han sido la excepción. Para que estas puedan recuperar el terreno perdido, operar y ser competitivas como antes de la pandemia, la tecnología es el principal pilar. La nube hará que el trabajo remoto se intensifique y la productividad retome su senda”

Más en detalle, el estudio también reseña que el Software como servicio (SaaS), considerado el segmento de más tamaño en el mercado internacional, crecerá hasta 117.700 millones de dólares. Sin embargo, también plantea que los Servicios de Infraestructura de Aplicaciones (PaaS) tendrá un margen más alto de incremento con un 26,6 por ciento.

Pero Gartner no es la única consultora que visualiza esta tendencia general respecto al uso de la tecnología en la nube. La firma internacional IDG Comunicaciones, en su estudio sobre computación 2021, reveló que en los próximo 12 meses la inversión promedio de las compañías en este campo crecerá 73,8 millones de dólares, equivalente a un crecimiento del 59 por ciento con respecto al estudio del 2018.

Por su parte, Deloitte Global prevé que el gasto en la nube crecerá siete veces más rápido que el correspondiente al rubro del TI y predice que los ingresos de este segmento del mercado tecnológico crecerán más del 30 por ciento entre 2021 y 2025.

“No hay vuelta atrás. Si una compañía en cualquier punto geográfico del planeta desea ser productiva y competitiva en los mercados debe tener la tecnología como su mano derecha. En este contexto, la nube es fundamental para que las comunicaciones con sus stakeholders, en este nuevo entorno, sean fluidas y productivas”, explica Ricardo González, CTO de Clouxter.

Con el paso del tiempo, con una Pandemia sin fecha de caducidad, el parque productivo global viene enfilando sus baterías para recuperar el tiempo perdido y ser competitivas desde la nube.

En Clouxter habilitamos el camino de Adopción y Consolidación del uso de la nube en su organización. ¡Contáctenos!